RESERVA
TUS VACACIONES
  • LLEGADA
  • SALIDA
VER RESERVAS
La belleza de los almendros en flor en Ibiza
A PARTIR DE FEBRERO MERECE LA PENA CONTEMPLAR EL ESPECTÁCULO DE LOS ALMENDROS FLORIDOS EN LA ISLA DE IBIZA

Febrero y marzo se llenan de amor, calma y almendros en flor en el noroeste de la isla de Ibiza.

A pesar de que ya ha pasado San Valentín, en Typic Hotels seguimos enamorados de Ibiza todo el año, no lo podemos evitar. Y si hay unas vistas románticas en la isla (y en Ibiza hay muchas) es cuando, desde finales de enero hasta mitad de marzo, los almendros del interior de la isla florecen, sobre todo los de la zona de Es Pla de Corona.

Para alcanzar el Pla de Corona hay que dirigirse a la localidad de Santa Agnés, situada en un extremo del llano. Las dos vías de acceso a este pueblo más utilizadas son las carreteras que parten desde Sant Antoni y desde Sant Rafel. Desde el norte, puede accederse a la localidad desde Sant Miquel, pasando por Sant Mateu.

Un bonito espectáculo que la naturaleza ofrece de forma gratuita y generosa. El color rosa suave, tan característico de estos árboles en flor, se une al inmenso azul de la isla de Ibiza y al esplendor verde que por estas fechas (porque normalmente ha llovido más) se extiende hasta el horizonte.

Si eres más práctico o, mejor dicho, menos bucólico, siempre puedes tomar la floración de los almendros como una excusa perfecta para darte una buena caminata, comer en lugares más locales y conocer otro aspecto de la isla, uno de los más auténticos: el rural, el campesino, el más alejado de las discotecas, los dj’s y el ruido, ya que por estos lares reina la paz y el silencio, los animalillos de granja y el buen oxígeno.

Todos los años se organizan multitud de caminatas y rutas de senderismo por la zona porque realmente es digna de verse. La belleza del campo ibicenco poblado de almendros floridos reúne a caminantes de toda la isla y a visitantes de fuera. Una de las caminatas más famosas, que este año reunió a más de cuatrocientas personas, es la que se organiza por la noche para poder ver los almendros floridos a la luz de la luna.

Este fenómeno natural es el primer paso para saber que la esperada temporada está a la vuelta de la esquina y que después de florecer los almendros, poco a poco y como algo también natural, van floreciendo los otros aspectos de la isla de Ibiza: se ponen a punto los locales, comienzan a llegar los trabajadores de temporada, aterrizan felices los primeros visitantes que buscan sol y playa, descanso y fiesta… da comienzo una nueva de temporada estival.

El verano 2017 en Ibiza ya está llegando. ¡Te esperamos!

VOLVER